domingo , diciembre 5 2021
Home / DESTACADAS / Usura de Infonavit en la 4T, peor que en el periodo «neoliberal»

Usura de Infonavit en la 4T, peor que en el periodo «neoliberal»

ROBERTO BARBOZA S. /CONTRASTE POLÍTICO

VILLAHERMOSA.- En 1993, Marisol Martínez García aún soltera trabajaba en una guardería. Entonces empezó su deseo de tener su primer hijo y consideró importante que primero debería contar con una casa propia para vivir con su futura familia.

A sus 23 años, cumplió su sueño de contar con una vivienda, mediante un crédito que obtuvo del Infonavit, que le llenó de felicidad cuando lo logró, pero que con los años se convirtió en su peor pesadilla de la que 28 años después no puede liberarse. El empréstito se triplicó, así como el estresante acoso y amenazas del Instituto y de abogados particulares.

Doña Marisol, es una de los miles de derechohabientes del Infonavit, que llevan años en cartera vencida, pero “hemos repagado la casa”, con el crédito para vivienda obtenido.

Ahora viven constantemente acosados por despachos de abogados contratados por la institución, para exigirles un convenio para el cobro del adeudo o el desalojo.

Junto con decenas de acreditados en similar o peor situación, decidió protestar con el cierre de la sede estatal del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores, con el objetivo de exigir la cancelación del contrato hipotecario y la entrega inmediata de las escrituras de sus casas.

Los inconformes afirman que con el autodenominado gobierno de la Cuarta Transformación, en el Infonavit, todo sigue igual o peor de lo que ahora llaman el periodo neoliberal. El supuesto plan de apoyo anunciado desde palacio nacional, en 2019, por el presidente Andrés Manuel López Obrador, no sirvió ni les benefició en nada.

Hasta junio de este año, a nivel nacional el Infonavit, según sus estados financieros básicos consolidados, registraba un “total cartera crédito vencida” de 272 millones 688 mil 541 pesos, un 21.20 por ciento mayor con respecto al mismo periodo del año pasado.

Con crédito hipotecario número 2797010678, doña Marisol, alerta a los trabajadores evitar contraer deuda con esa institución, pues es de las más usureras del país.

A los acreditados que cayeron en cartera vencida, el Infonavit le esconde el monto de la deuda, pues sus estados de cuenta, se los entrega en blanco, y sólo con la leyenda: “CUENTA DEMANDADA. La falta de pago de tu crédito trajo como consecuencia que haya sido demandado. Comunícate al 018006858836, donde te proporcionaremos toda la información sobre tu crédito y te daremos a conocer las diferentes alternativas para regularizarte”.

La información sobre “las diferentes alternativas para regularizarte” no se las proporciona el Infonavit, sino que los envían a los diferentes despachos de abogados, junto con los del Infonavit, “operan como una mafia”, donde sólo reciben amenazan a los deudores, afirman los quejosos.

Marisol Martínez García, ahora con 52 años y tres hijos, libra una batalla para terminar con el empréstito adquirido hace 28 años, que fue por 105 mil pesos, del que sólo le entregaron 102 mil pesos, mediante una vivienda inconclusa que le entregaron en 1993.

A sus 23 años, la también trabajadora social, en su centro de trabajo se enteró que el Infonavit sorteaba casas, por lo que se tenía que inscribir como solicitante del crédito hipotecario, por lo que acudió a las oficinas de la institución.

En ese entonces, soltera vivía con sus padres en la colonia Gaviotas Norte, de esta capital, y trabajaba como asistente de Pedagogía en una guardería. El trámite para su solicitud en el Infonavit, no le llevó mucho tiempo, le explicaron que ya contaba con los “puntos” suficientes para entrar al sorteo del crédito hipotecario y que estuviera pendiente de las listas que se publicaban los domingos en los periódicos.

De repente, un primo de doña Marisol le avisó que su nombre aparecía en la lista del sorteo, publicada por el Infonavit en el periódico. Feliz en esa ocasión en casa de sus padres efectuaron una “comidita” para festejar.

Al día siguiente acudió a las oficinas del Instituto, donde le informaron que el crédito que le correspondía era por 105 mil pesos – a para a 30 años –, y que se pusiera en contacto con la constructora ZAGUI, incluso, las oficinas estaba junto a la institución.

En la empresa constructora, le respondieron que había ya una casa lista en el fraccionamiento Los Almendros, Ranchería La Lima, ubicado a seis kilómetros de la capital tabasqueña, y que el precio era de 102 mil pesos. “Me puse contenta, pues dije, me sobra dinero”.

Pero, en el Infonavit le indicaron que tenía que pagar una diferencia de 589 pesos y el resto de los 105 mil pesos le quedaba al “Infonavit”. Posiblemente allí empezó toda la calamidad del crédito hipotecario. La constructora le asignó la casa ubicada en el lote 12, Manzana 2, Cerrada del Durazno. Ella tuvo que ir a localizarla en el fraccionamiento Los Almendros, que aún estaba deshabitado y las calles sin pavimentar.

Nunca le entregaron llaves ni oficialmente le dieron posesión del inmueble: una construcción que se adivinaba que era la cocina pues allí solo había una tarja de lavabo.

Se le tuvo que colocar protecciones, cerraduras, cambió la puerta del baño, barda limítrofe y otras adecuaciones indispensables que le costaron alrededor de otros 100 mil pesos. A escasos días después en el Infonavit la citaron a la Notaría Pública para la firma de la escrituras de la hipoteca, y ella casi al año y medio se cambió a su nuevo hogar.

Pero en ese inter, la constructora se fue del estado sin terminar el fraccionamiento, muchas casas –desvalijadas – y lotes quedaron abandonadas, algunas incluso están habitadas por personas que no son los propietarios.

Fue en 1996 que llegó con su nueva familia a habitar la vivienda, cuando su primer hija tenía tres meses de edad. Tenía que viajar desde la Ranchería La Lima, a su centro de trabajo en Villahermosa. Durante casi dos años vivió allí, hasta que decidió salirse, pues había demasiado polvo que dañaba la salud de su menor hija.

Luego la pequeña vivienda se la prestó a su hermana que la vivió durante 10 años. Mientras ella continuaba pagando el crédito a través del descuento a su salario. En el 2007, durante una fuerte inundación su casa también quedó anegada, sólo le entregaron 11 mil pesos por el seguro del Infonavit.

En febrero del 2014, finalmente fue despedida de su trabajo y fue al Infonavit para reportar su estado laboral y solicitar información sobre como iba a continuar pagando el crédito.

Le sorprendió la respuesta que le dieron en el área de Cobranzas, donde le dijeron que iba a pagar mensualmente dos mil 750 pesos, era más del 200 por ciento de lo venía pagando puntualmente durante 21 años, 828 pesos al mes dividido en dos quincenas.

Lo que más la dejó perpleja, es que le dijeron que hasta ese año debía ya 289 mil pesos. “La deuda original, en lugar de bajar, subió”, exclama. Y ella continuó desempleada y para ese entonces, ya estaba operada al quedar “reventada” del abdomen por los tres embarazos del que nacieron sus tres hijos.

En el 2016, la citaron en el Infonavit para cuestionarla de que no había pagado. “Necesitamos que se ponga al dia con los pagos”, le exigieron.

Y a partir de allí le empezaron a llegar notificaciones y la mandaban al área jurídica, luego con los despachos de abogados y a los siete años de estar sin trabajo, el Infonavit la demandó. Pero en los últimos años fue una acoso constante del Instituto y de los despachos de abogados que tienen contratados.

El pasado 11 de octubre, fue citada nuevamente a otro despacho, donde le señalaron que tenía 23 pagos atrasados y le propusieron la firma de un convenio para la reestructuración de la deuda, que ya rebasa los 300 mil pesos.

Sin embargo, en el Infonavit definitivamente no le proporcionan el monto de su deuda, donde le responden que por falta de sus pagos no le pueden dar la información, “tiene que pasar con los abogados”, le dicen.

Doña Maribel, exige la cancelación del contrato hipotecario, pues “ya les repagué la casa”, también que sus paisano el presidente Andrés Manuel López Obrador, se aplique, los atienda y resuelva ese problema.

 

Compruebe también

Justicia para Nancy: Espera sentencia feminicida que estuvo tres años fugitivo

ROBERTO BARBOZA SOSA/CONTRASTE POLÍTICO 05/11/2021 VILLAHERMOSA.- La tarde del sábado 8 de junio del 2018, ...