25/04/2020

VILLAHERMOSA, Tab., (Contraste Político).- Un grupo de 11 personas fueron detenidas al intentar saquear una tienda departamental y una abarrotera en la ciudad de Cárdenas, por lo que fueron presentadas ante la Fiscalía del estado, como presuntos responsables de los delitos de robo calificado en lugar cerrado al público en grado de tentativa, en su modalidad de pandilla.

El gobierno estatal reportó que los hechos se registraron en esa ciudad, ubicada a 50 kilómetros al noreste de la capital tabasqueña, donde al atardecer del viernes, un grupo de personas se organizaron para asaltar la sucursal de la Tienda Coppel, ubicada en la colonia Paso y Playas.

En otra colonia, también otro de personas se introdujo a la abarrotera Súper Sánchez, de la cabecera municipal de Cárdenas.

En esos dos puntos fueron asegurados en flagrancia hombres y mujeres que ingresaron a las tiendas con la pretensión de sustraer ilegalmente mercancía, lo que derivó en la intervención policiaca.

A través de un comunicado, el gobierno de Tabasco afirmó que “se cuenta con información de las personas que participaron de forma indirecta, al incitar mediante redes sociales a saquear las tiendas”.

Aseguró que a a los presuntos autores intelectuales “se buscará fincar una responsabilidad acorde lo que marca nuestro Código Penal”, por lo que la Fiscalía General del Estado (FGET), inició la Carpeta de Investigación para el ejercicio de la acción penal en contra de los involucrados, para que el Juez determine la sanción que corresponda.

En los operativos de seguridad contra el pillaje, participaron el Ejército Mexicano, la Marina, Guardia Nacional y corporaciones policiales estatales y municipales.

Antes también, las autoridades frustraron el robo de un tráiler que se salió del camino en el kilómetro 94 de la carretera federal 180, Coatzacoalcos-Villahermosa, donde pobladores pretendieron robar la carga de una unidad, pero que se logró contenerlos y dispersarlos.

“No se tolerará ni se permitirá el saqueo o la rapiña, ni ningún tipo de acto que atente contra los tabasqueños y su patrimonio, mucho menos durante esta emergencia sanitaria”, advirtió el gobierno estatal.

Según el comunicado gubernamental, el Fiscal del Ministerio Público recaba los elementos de prueba que permitan imputar los delitos mencionados, los cuales podrían tener penas de entre 6 y 15 años de prisión, así como sus correspondientes multas.