DESTACADASSalud

Desinformación gubernamental del COVID-19 en Tabasco

Gobierno sin un micrositio web completo sobre el tema: ONGs

Desorden y opacidad sobre Covid-19 en Tabasco

CIUDAD DE MEXICO (Contraste Político).- Tabasco, al igual que otras siete entidades del país, carece de la información pública gubernamental estatal con todo lo relacionado a la emergencia sanitaria, concentrada en un micrositio, transparente, amigable, confiable y accesible para los tabasqueños.

En investigación de las asociaciones Transparencia Mexicana y Tojil, descubren que Tabasco junto con siete estados, Campeche, Chiapas, Morelos, Nayarit, Oaxaca, Sinaloa y Tlaxcala, no tienen aún un micrositio que concentre la información pública gubernamental en ese punto.

También Tabasco y 11 estados de la República aún no han publicado en los sitios web de gobierno información estadística actualizada y detallada sobre contagios, decesos y recuperaciones asociados con COVID-19 en su entidad. Se trata de Campeche, Chiapas, Ciudad de México, Estado de México, Hidalgo, Nayarit, Querétaro, Sinaloa, Tabasco, Tlaxcala y Yucatán.

“El ciudadano tiene que buscar en distintas páginas o incluso en redes sociales, la información sobre las acciones gubernamentales en su estado”, destacaron las organizaciones no gubernamentales Transparencia Mexicana y Tojil.

“En momentos de emergencia es vital concentrar y publicar la información relevante en un solo sitio, tanto para facilitar al ciudadano la identificación de información objetiva, como para reducir riesgos de corrupción en el manejo de los recursos públicos utilizados” advierten.

Ante ese panorama, recomendaron que los gobiernos habiliten sitios web o micrositios que concentren en una sola plataforma oficial información sobre: bases de datos de estadística pública sobre casos, contagios, decesos y recuperaciones; líneas de emergencia y acciones de cuidado.

También los planes para enfrentar la emergencia y sus consecuencias económicas y sociales; la relación completa de los programas y acciones que las autoridades estatales emprenderán, así como las reglas de operación o las convocatorias públicas.

Además el soporte legal para los planes, programas y acciones, como acuerdos y decretos, entre otros; un presupuesto detallado sobre el origen y destino de los recursos utilizados y por utilizar en durante la emergencia y al enfrentar sus consecuencias económicas y sociales

En cumplimiento de lo que marca la Ley General de Transparencia y Acceso a la Información Pública, la información debe publicarse en formatos que eviten discriminación y aseguren la pertinencia cultural, es decir, en lenguas indígenas cuando sea el caso y en formatos accesibles para las personas con alguna discapacidad. Esto es especialmente importante en una epidemia que de acuerdo con estimaciones oficiales afectará a más del 70% de la población del país.

Las organizaciones de la sociedad civil Transparencia Mexicana y Tojil, emprendieron un mecanismo de seguimiento a los planes, fondos, programas y acciones para enfrentar la emergencia sanitaria COVID-19 y sus efectos económicos en las 32 entidades federativas del país y el Gobierno Federal.

Este será el primer inventario público del quehacer gubernamental utilizado para enfrentar la emergencia sanitaria por COVID-19.

Un primer análisis identifica que 24 de las 32 entidades federativas –75 por ciento de los estados– y el Gobierno Federal publican ya en un solo sitio web oficial o micrositio tanto la información relativa a la emergencia sanitaria como las acciones gubernamentales para enfrentarla.

Transparencia Mexicana y Tojil, instalaron el 23 de marzo pasado un mecanismo de seguimiento a los planes, fondos, programas y acciones para enfrentar la emergencia sanitaria COVID-19 y sus efectos económicos y sociales.

Es un esfuerzo a nivel nacional para identificar y clasificar las diferentes respuestas de los Gobiernos estatales y el Gobierno Federal ante la emergencia sanitaria. A esta iniciativa se han sumado organizaciones civiles y sociales de todo el país, y a partir del día 30 de marzo, también se incorporaron el Comité de Participación Ciudadana (CPC) Nacional y algunos CPC de los Sistemas Estatales Anticorrupción .

A la fecha se han sumado los CPC-SLA de Aguascalientes, Baja California Sur, Campeche, Chiapas, Chihuahua, Coahuila, Colima, Guanajuato, Guerrero, Jalisco, Michoacán, Nuevo León, Puebla, Sonora, Tabasco, Tamaulipas y Yucatán. En otras entidades federativas se sumaron organizaciones ciudadanas especializadas en la materia.

-¿Qué información publican las entidades federativas?:

Al corte realizado el día 7 de abril, la mayor cantidad de información pública disponible en los estados es sobre los números de emergencia para realizar consultas, pero todavía carecen de información sistemática y detallada sobre los planes gubernamentales para atenderla, los programas y sus reglas de operación, así como los recursos que destinarán los estados de la República.

Un primer análisis de la información sobre las emergencia sanitaria publicada en sitios web oficiales muestra que 24 entidades federativas y el Gobierno Federal han habilitado ya micrositios para publicar información relevante sobre la acción gubernamental en la epidemia.

De acuerdo a Transparencia Mexicana y Tojil, la información mínima que debe publicar un micrositio está dentro de tres grandes categorías: la información sobre el control de la epidemia (medidas sanitarias para la población, estadística sobre contagios, decesos, recuperaciones y casos sospechosos); la información sobre los planes, programas y acciones para enfrentar la epidemia y sus consecuencias económicas y sociales, y la información sobre los recursos económicos y financieros que se destinarán a su atención.

Del análisis de la información se advierte que los micrositios de Jalisco, Guerrero y Michoacán son los únicos que hasta el momento cuentan con información sobre estas tres categorías en el mismo sitio.

Un primer análisis de la información publicada en las páginas oficiales de las entidades y la federación.

En algunos casos, las entidades federativas vinculan a la página de la Secretaría de Salud Federal. En otros casos, se incluyen videos informativos donde se mencionan las estadísticas. Las organizaciones exhortaron a las autoridades federal y estatales a publicar las bases de datos completas, e idealmente, en formato de datos abiertos.

27 de las 32 entidades federativas (84%) publican las líneas de emergencia e información sobre los cuidados que deben tener las personas y comunidades, pero la información sobre los planes anunciados para enfrentar la emergencia solo está disponible en 14 estados (44%).

Esto significa que 18 estados del país todavía no publican en sus sitios web información sobre los planes que han anunciado para atender la emergencia sanitaria y sus efectos económicos y sociales.

Quince entidades federativas (47%) publican información en sus páginas web oficiales sobre los programas y acciones que se utilizarán para atender las consecuencias económicas y sociales de la emergencia. La información sobre el soporte legal (decretos o acuerdos, entre otros) solo ha sido publicada por los gobiernos de 7 estados (22%). Y solo 3 estados del país publican en su página web información sobre los recursos económicos y financieros que se destinarán a la emergencia.

La mayor parte de los planes, fondos, programas y acciones sólo están descritos en videos o mensajes transmitidos por redes sociales. Al analizar las páginas web de los gobiernos de los estados, las organizaciones identificaron acciones anunciadas que no cuentan todavía con el soporte legal necesario o videos cortos que presentan la entrega de apoyos como un asunto personal de los titulares de los poderes ejecutivos estatales, con el riesgo de que sean utilizadas como mecanismos de propaganda personal de los funcionarios a cargo.

Aunque es fundamental acercar información a las personas a través de youtube, facebook o twitter, o de videos cortos, el uso de estas plataformas no garantiza el derecho a saber de las ciudadanos. La información gubernamental debe entregarse de forma oportuna, completa y en los formatos apropiados, como instruye el artículo sexto de nuestra Constitución.

La transparencia es central para evitar que los apoyos económicos a entregar en los próximos meses sean “capturados” por grupos económicos afines a los gobiernos o bien por estructuras clientelares que persiguen fines electorales, como se ha visto en otras emergencias y desastres naturales.

Transparencia Mexicana y Tojil elaboraron este diagnóstico con datos provenientes de las páginas de internet de los gobiernos estatales, con datos actualizados hasta el 7 de abril.

La compilación de información fue realizada con el apoyo de un grupo de Comités de Participación Ciudadana (CPC) de los Sistemas Locales Anticorrupción, así como de organizaciones civiles y sociales especializadas en la materia.

 

Sobre el mecanismo de seguimiento a los planes, programas y acciones, es un esfuerzo de sistematización a nivel nacional, establecido con el propósito de que los recursos para enfrentar la emergencia y sus consecuencias lleguen a las personas que realmente lo necesitan, continuará identificando los planes, programas, acciones y recursos para este importante reto de salud pública.

Tojil y Transparencia Mexicana mencionaron que este ejercicio se mantendrá durante la contingencia y sus efectos, actualizando la información conforme los gobiernos la publiquen.

Informaron también que en coordinación con otras organizaciones civiles y académicas analizaran a profundidad cada uno de los planes estatales con el ánimo de identificar buenas prácticas que podrían ser replicadas en otras entidades federativas.

 

Botón volver arriba
Cerrar